‘He construido mi vida para ser un personaje de novela’. Encuentro Literario con Fernando Sánchez Dragó

  • ‘He construido mi vida para ser un personaje de novela’. Encuentro Literario con Fernando Sánchez Dragó

El pasado 3 de mayo a las 19 horas se celebró en el Espacio Miguel Delibes un encuentro literario con el escritor Fernando Sánchez Dragó

El autor, nacido el 2 de octubre de 1936 en Madrid, pero soriano de adopción, es un ávido lector que nos confesó contar con más de 110.000 libros en su casa y con una extensa colección de diccionarios. Su pasión por viajar le ha permitido ser profesor de literatura en diferentes países, y ha trabajado en televisión como contertulio y presentador, además de ser periodista, columnista y dar conferencias y cursos por todo el mundo.

En el encuentro nos presentó su último libro, que se lanzó el pasado mes de septiembre, y que lleva por título “Shangri-La: El elixir de la eterna juventud”.

El libro, que incide en la premisa mens sano in corpore sana, es el resultado de sus experimentos casi alquimistas a lo largo de los años, de su formación en diferentes países (ha visitado 110 en total), y de su profundo conocimiento de su persona. Afirma que lo más importante es mantener tu actividad con proyectos nuevos a diario. Un “no” rotundo a la jubilación de la mente y un canto a la vida en toda regla. “He construido mi vida para ser un personaje de novela”, y es que gracias a sus viajes, su continua formación y sus ganas de alargar la juventud hasta límites casi inhumanos, el autor ha confeccionado su propio elixir de la eterna juventud que nos revela en esta última publicación.

La narración sincera de este libro está repleta de anécdotas y aventuras, vividas por un escritor que piensa que “ser escritor tiene un privilegio: todo lo que te pase, bueno o malo, tiene interés para la vida literaria”. Tanto es así que se ha aventurado a desvelar su exilir de la eterna juventud para cubrir una necesidad  que el ser humano de este tiempo posee, según palabras textuales, la de mantenernos jóvenes el mayor tiempo posible. Genética aparte, el autor afirma que el libro puede desvelarnos qué es la salud, y qué nos quiere revelar la enfermedad en cuanto a un ámbito emocional. “Debemos aprender de los gatos. Ellos son un modelo de sabiduría. Son capaces de estar alerta y en reposo”.

Ambientado en ese paraíso terrenal que es Shangri-La, lugar ficticio descrito con anterioridad por el autor James Hilton en Horizontes perdidos con tintes autobiográficos, “Shangri-La: El elixir de la eterna juventud”, es un viaje introspectivo del propio Sánchez Dragó, que parecía condenado a escribirlo desde hace años. Y es que este escritor, vividor y viajero incansable, lleva más de cuarenta años defendiendo y practicando la medicina natural, y el final no podía ser otro que un libro con intenciones sanadoras. 

Autor

redacción
Equipo de redacción de enalcobendas.es
Compartir